Top Ad 728x90

More Stories

23.6.20

Reseña: Joyland, de Stephen King

by
Título: Joyland
Autor: Stephen King
Editorial: Penguin Random House
Sello: DEBOLSILLO
ISBN: 9786073122382 
Páginas: 304
SINOPSIS: 
Verano de 1973. Carolina del Norte. Devin Jones entra a trabajar en Joyland, un singular parque de atracciones local. La leyenda de un terrible asesinato cometido en la Casa Embrujada del parque, la pérdida de su virginidad y unos meses plagados de misterio, aventura y grandes descubrimientos cambiarán su vida para siempre.

OPINIÓN:
Hace tiempo, llegué a leer un tweet de Stephen King que, por lo visto, leí mal o interpreté mal, porque en su momento entendí que Joyland se podía leer del inicio al final y del final al inicio. No es así, realmente no sé qué leí en su momento, pero sí tenía ciertas expectativas con el libro por la idea que traía en mente, que me hizo creer que la historia era más complicada de lo que es, y por el simple hecho de estar escrito por Stephen King. 

Pues bien, no ha sido lo que esperaba, porque tenía la idea errónea de que sería una historia de terror en un parque de atracciones. Si bien no lo es, no me llegó a desagradar. Pero la principal decepción me la llevé cuando me di cuenta que la historia no tenía la intención de causarme miedo o algún sentimiento similar. La segunda decepción fue cuando se resuelve uno de los “problemas”, que sucede de un momento a otro mientras el protagonista lleva a un niño especial al parque. Así, nada más. Creí que después de toda la situación con el fantasma del parque sería algo más complicado de solucionar, con alguna conversación, ritual, transición o algo, pero no, fue muy simple.

Lo que sí puedo decir es que este libro entretiene y brilla por los magníficos personajes que tiene, los cuales se sienten cercanos al lector y es imposible no sentir una gran variedad de cosas por ellos, especialmente por Devin, el protagonista, y por Max. Llegó un momento en el que sentía que Devin estaba a mi lado contándome su historia, sentí que compartía una historia especial y personal con él, y resultó más íntimo de lo que esperaba. Llegué a sentir pena ajena por Devin, alegría, satisfacción, preocupación y hasta orgullo, porque Devin demuestra que los corazones rotos no se olvidan y aunque te intentan impedir seguir avanzando, la realidad es que se puede avanzar, de una y otra manera, la cosa es no rendirse, eso sí, suena más fácil de lo que es, y el protagonista lo sabe. Y es que ese es uno de los toques especiales de King, te envuelve no solo con lo que está sucediendo, sino también con las personalidades de sus personajes, sean protagonistas o secundarios, de una u otra manera te envuelven y sientes que eres parte de la historia, algo que personalmente me encanta de los libros que logran hacerme sentir eso. Vemos crecer a Devin no de edad, sino en madures y experiencia, aprende muchas cosas en Joyland, pero también fuera de ese lugar, descubre que merece mucho más de lo que creía, tiene varias primeras veces (una muy esperada) y de cierta manera logra ser un reflejo de la vida de muchos, con esos sucesos y experiencias y aprendizajes que te van esculpiendo como persona.



Todos los personajes me parecen excelentemente construidos, y todos tuvieron su papel en la historia, al final ninguno te queda debiendo, y personalmente me sentí satisfecho en el momento en el que le di fin a la historia. Aunque me quedé con una duda, no sé si fue porque no lo explicaron o porque lo hicieron, pero uno debe entenderlo por sí mismo y yo no lo logré, o simplemente no presté suficiente atención (aunque lo dudo), pero la frase “no es blanco” no supe por qué la dijo cierto personaje, creo tener una idea, pero no estoy seguro. En fin, es solo una pequeña situación que en realidad no me hizo falta en ninguna parte, ya que al final se resuelven los problemas y uno recibe los por qué, quién y cuándo.

Destaca la impresión feriante que King le dio al libro con “el habla” de los feriantes, que puede resultar confuso en un principio pero que uno entiende pronto gracias a las rápidas explicaciones del autor. También, es imposible no desear conocer ese lugar, ver su playa y la manera en la que Joyland resalta en el paisaje. Me encontré deseando caminar por la playa cerca del parque y de la casa de Devin, tal como lo hacía él casi todas las mañanas y tardes.

No es una historia de terror, pero sí es una historia sobre aprendizajes, aceptación, amor y amistad. Una historia que no te dará momentos llenos de acción, pero sí algunas risas y sonrisas.

16.6.20

Reseña: Soy leyenda, de Richard Matheson

by
Título: Soy leyenda
Título original: I Am Legend
Autor: Richard Matheson
Editorial: Planeta
Sello: Minotauro
ISBN: 9788445074336 
Páginas: 179
SINOPSIS: 
Robert Neville es el único superviviente de una guerra bacteriológica que ha asolado el planeta y convertido al resto de la humanidad en vampiros. Su vida se ha reducido a asesinar el máximo número posible de estos seres sanguinarios durante el día, y a soportar su asedio cada noche. Para ellos, el auténtico monstruo es este hombre que lucha por subsistir en un nuevo orden establecido.

OPINIÓN:
Pero cuánto daño puede hacer una adaptación cinematográfica a un lector. No me había pasado que una película me intentara afectar tanto un libro como esta vez. La película de Soy leyenda es muy conocida, con Will Smith como protagonista, yo mismo la he visto más de una vez porque me resulta entretenida, por lo que ahora que me puse a leer el libro del que se adapta la película comencé con la película en mente, esperaba tal vez no todo idéntico, pero sí muchas cosas, ¡y que me topo con algo totalmente diferente! Es cierto, no es 100% diferente, pero sí la mayoría. Pronto me encontré completamente centrado en la lectura sin ya pensar en la película, pero sí debo decir que al final otra vez volvió a mí y no pude evitar pensar en cómo fue posible que cambiaran tanto en la adaptación, personalmente en el libro encontré una historia sumamente interesante que sin duda me gustaría ver adaptada (otra vez) al cine, pero de una manera más fiel, de cualquier manera, la protagonizada por Will Smith ya existe y ya entretuvo por mucho tiempo. ¿Sucederá algún día? Eso espero.

En fin, después de aclarar que el libro es bastante diferente a la adaptación, y que por poco la película me afecta la lectura, desde este momento les recomiendo leer el libro, es una historia corta a comparación de otras, pero con un contenido excepcional que entretiene muchísimo, por lo interesante que es, por la psicología que maneja el protagonista y las posibilidades de lo que las enfermedades desconocidas, pandemias y más, son capaces de hacer en un corto y largo tiempo. Realmente estar en la mente de Neville comenzó siendo algo interesante y si bien el interés se mantuvo, uno como lector puede sorprenderse por los cambios que el protagonista sufre a raíz de la soledad, de ser visitado por supuestos vampiros y de haber perdido a su familia a causa del contagio sufrido meses atrás. Hay momentos en los que la lectura te descoloca, el estrés que Neville sufre al estar solo es muy grande, pensar que es el único sobreviviente, que no puede encontrar una solución y haber tenido que deshacerse de su esposa dos veces, es algo que a cualquiera podría volver loco, y es lo que vemos, una constante lucha entre querer conservar la cordura y querer rendirse a todo. Queda clara la importancia de la compañía y los seres queridos, de las distracciones y del saber que lo que haces tiene un propósito y una conclusión viable. Lamentablemente, Neville no sabe si sus esfuerzos lo llevarán a la conclusión que desea.

La narración fue otra parte de la obra que me atrapó desde el primer momento, encontré una escritura segura y estable que logra contar una historia desde dentro, desde los sentimientos hasta las acciones físicas de los personajes. Llegado el momento me pregunté por qué no lo leí antes. Soy leyenda logró recordarme porqué disfruto leer.

Durante el transcurso de la lectura el libro logró sorprenderme de maneras que no esperaba, por sucesos que Neville cuenta del pasado y por sucesos actuales. Cuando estaba cerca del final, faltando aproximadamente 15 páginas, deseé que el libro se extendiera más, que aparecieran hojas donde no las había, porque no quería que terminara, sabía que había muchas cosas por contar, tal vez no dudas, pero sí cosas que contar, por lo que, si bien sabía que terminaría pronto, eso no evitó que me sorprendiera el final de la historia. El final de Neville por los sucesos era de esperarse, por la historia pasada también, pero llegado el momento me quedé con una sensación de vacío y otra de entendimiento, porque por un lado quería más historia, más sucesos, pero por el otro comprendí que algo así era lógico que sucediera después de lo que ya se había contado.

Richard Matheson capta la atención del lector de principio a fin, con una historia que nos muestra perspectivas de la sociedad existentes antes y en la actualidad, donde nos invita a reflexionar sobre las bases de la sociedad, cómo han sido creadas, las minorías existentes en las mismas y cómo lo normal depende de qué o quiénes son la mayoría. El horror de la premisa del libro no se encuentra en la existencia de los vampiros, sino en la mente de los humanos después de vivir dicho suceso.

La manera en la que el autor manejó el contagio, entre creencia de vampirismo y enfermedad, satisfizo mi curiosidad, y me hizo admirar al autor al saber que esta historia se escribió hace muchos años, mucho antes de que tantos libros y películas del estilo llenaran las librerías y los cines, logrando ser un predecesor digno de admirar por la grandiosa historia que creó.

Fui absorbido por las palabras de Matheson. Leí una hora creyendo que solo habían pasado 20 minutos. Y me gustó.

7.6.20

Reseña: By the Time You Read This I'll be Dead, de Julie Anne Peters

by
Título: By the Time Ypu Read This, I'll Be Dead
Autora: Julie Anne Peters
Editorial: Little Brown
ISBN: 9781423116189 
Páginas: 200
SINOPSIS:
Daelyn Rice is broken beyond repair, and after a string of botched suicide attempts, she’s determined to get her death right. She starts visiting a website for “completers”— www. through-the-light.com.


While she’s on the site, Daelyn blogs about her life, uncovering a history of bullying that goes back to kindergarten. When she’s not on the Web, Daelyn’s at her private school, where she’s known as the freak who doesn’t talk.


Then, a boy named Santana begins to sit with her after school while she’s waiting to for her parents to pick her up. Even though she’s made it clear that she wants to be left alone, Santana won’t give up. And it’s too late for Daelyn to be letting people into her life... isn't it?

OPINIÓN:
Tengo este libro desde hace años, y aunque desde el momento en el que lo tuve en mis manos llamó mi atención, con ese título, no fue hasta ahora que lo leí. A veces la espera quita las expectativas que uno se hace por lo exterior, lo cual fue bueno en mi caso. 

El libro nos cuenta la historia de Daelyn, quien durante la mayor parte de su vida ha sufrido acoso por su sobrepeso, por parte de compañeros de la escuela, por encargados de campamentos y por sus mismos padres, de cierta manera. Esto ha llevado a Daelyn a intentar suicidarse, sin éxito. Hasta que encuentra una página en línea específicamente para personas que quieren suicidarse, donde nadie te dice que no lo hagas, la intención de la página es establecer una fecha de muerte y una manera, por lo que ahí Daelyn encuentra métodos de suicidio, así como historias de otras personas sobre por qué quieren terminar con su vida. Mientras navega y conoce más de la página y busca la mejor manera de suicidarse, sus padres están constantemente sobre ella con el miedo de que vuelva a intentar suicidarse. Cuando Daelyn sale de la escuela se sienta en una banca afuera a esperar a su papá o mamá, y uno de esos días conoce a Santana, un chico con una enfermedad terminal pero con muchas ganas de experimentar y vivir, y una de esas cosas que quiere vivir es el romance. Sin quererlo ni esperarlo, estos dos chicos forman una amistad, más por Santana que por Daelyn, donde cada uno se conocerá un poco más a si mismo, ¿pero será esto suficiente para que Daelyn ya no piense en suicidarse? 

Este tipo de libros, o más bien, estos temas, creo que son muy difíciles de tratar y de contar, porque hay muchos huecos en los que los autores pueden caer y fallar en la historia. Desde el momento en el que cuentas una historia tan personal, es difícil ponerte en los zapatos de alguien con tales pensamientos si tú mismo como escritor no pasaste por eso, y creo que si bien tiene fallos, la autora sale bien labrada con la historia que cuenta, logra hacerte sentir todo el peso que Daelyn tiene sobre ella, te hace sentir esa oscuridad y pesadumbre, y te hace pensar y pensar en cómo existen personas capaces de hacer daño a otras por el simple gusto de hacerlo. Los problemas personales como estos te hacen caer tan profundo que no hay nada que te haga salir de ahí, o casi nada. Es triste ver cómo perder la confianza en ti mismo te hace perder la confianza en todos los demás. Cómo alguien puede dañar tanto a otra persona como para hacerle creer que el mundo estaría mejor sin él/ella.

Yo mismo llegué a sufrir bullying debido a mi sobrepeso, no fue hasta la preparatoria que debido a mi crecimiento y a esfuerzo propio que bajé de peso, y todo eso desapareció o por lo menos disminuyó considerablemente. Y sé que las palabras pueden hacer mucho daño, pero más daño hace cuando se meten físicamente y directamente con tu cuerpo y tu persona. Daelyn sufrió, sufrió cosas que contó y nadie le creyó, y fue esa falta de credibilidad lo que le hizo no volver a querer hablar más, porque a final de cuentas nadie le creía, y creo que esa parte la plasmó lo suficientemente bien la autora para mostrar cómo a veces el peor error que se puede cometer es no creerle a una persona que le hicieron daño, físico o mental, y hacerlos menos. 

La mayoría de la historia transcurre entre Daelyn encontrando la mejor manera y momento para suicidarse y Santana intentando obtener más de lo que Daelyn da. Es cierto que su relación se plantea como algo romántico, hay celos y detalles románticos, pero esa parte de la historia no evoluciona lo suficiente como para que uno como lector diga “¡qué bonito, eso la hará cambiar de opinión!” sino que la autora se centró más en mostrar cómo alguien con problemas no ve los esfuerzos e intentos del resto por ayudarle o hacer algún bien en su vida, y aunque Santana tiene una enfermedad terminal, Peters nos muestra cómo puede variar la manera de ver la vida de una persona a otra, y la necesidad de tener amistades y relaciones honestas y buenas. Sin duda Santana alegra la lectura y logra ganarse un pedacito del corazón del lector, pero es importante ver que la lectura no consta del típico amor entre dos personas dañadas, o con problemas, sino en lo que las personas pueden causar en otros con sus acciones y palabras. Es tan triste que esté tan normalizado el bullying en la escuelas, es cierto que no es lo que se quiere y no hace feliz a nadie más que al abusador (supongo) pero personalmente nunca he visto acciones verdaderas que logren un cambio en ese aspecto. 

Debo mencionar que si Daelyn resulta un gran peso para el lector durante todo el libro, pero después de tiempo de haberlo leído creo que uno como lector siente eso porque no está en los zapatos del protagonista y si te sientes bien en tu vida, es imposible comprender en su totalidad cómo una persona cambia cuando está mal y cómo es difícil llegar a esa persona cuando esa persona no quiere a nadie ni a nada en su vida. Pero sí, varias veces llegué a sentir enojo o aburrimiento por el comportamiento de Daelyn, y creo que si bien, como ya mencioné, se comprende de cierta manera, creo que pudo cambiar un par de aspectos o escenas del libro para centrarse en otros personajes.

Me he ido por las ramas durante toda la reseña, pero me quiero centrar ahora en el final. Un final que no esperaba, no porque fuera diferente, sino porque de cierta manera es abierto. Hubiera preferido que diera un final completamente cerrado, certero, sea uno u otro, y que dejara que el lector juzgara la decisión de la protagonista, porque a final de cuentas estas cosas pasan, son verdaderas, y es importante que por este tipo de medios se muestren realidades para ayudar a enfrentarlas. Que recordando, es preocupante la manera en la que la autora sin disimular da información de cómo morir, qué tanto duele morir de esa manera, cuánto tiempo y qué se necesita. Alguien mal lo último que necesita es esa información.

Sí, la lectura es dura, porque es un tema difícil de tratar, más si has pasado por eso, ya sea de manera personal o lo has visto en alguien cercano a ti, pero no logró atraparme como hubiera querido, tiene algunas situaciones que yo considero fallos por qué no sé qué objetivo tenían. Por ejemplo, Santana se acerca y habla más de una vez con la chica guapa de la escuela de Daelyn, pero nunca supe por qué. Sin embargo, planteó adecuadamente la situación general.

Si como lector tienes curiosidad de leer un libro con este tema, no te dejará indiferente. Si has vivido este tipo de acoso por tu apariencia física sin duda sentirás tristeza y coraje por todo lo que sufrió Daelyn. Y sin duda sentirás una gran impotencia por no poder ayudarla y hacerle ver que no todos somos malos.

8.5.20

Mi historia con Crepúsculo y Stephenie Meyer

by
Aprovechando el revuelo ocasionado por la publicación de Midnight Sun, les contaré mi historia con la saga Crepúsculo y con la autora de la misma. Poner Crepúsculo antes de Stephenie Meyer en el título no es aribitrario, mi historia comenzó conociendo la saga Crepúsculo y posteriormente a la autora.

El blog lo abrí en el año 2011, cuando yo tenía 16 años, para aquel entonces eran pocos los libros que había leído, y más las veces que había releído la saga Harry Potter. Pero unos títulos de esos pocos libros que había leído fueron los cuatro libros de la saga Crepúsculo. 

No recuerdo exactamente la fecha; el cuarto libro, Amanecer, estaba recién publicado, yo andaba en una reconocida cadena de tiendas comerciales con mis papás. Eran pocos los libros juveniles publicados en ese entonces, pero eran muchas mis ganas de leer, y aprovechando que mis papás no sabían el gasto que les esperaba con el tiempo a causa de mi gusto por la lectura, ellos orgullosos de su "hijo lector" me compraron los cuatro libros de la saga Crepúsculo, no recuerdo ni por qué los quise, solo sé que los vi y los tomé y los convencí de comprármelos, si me los compraron todos juntos, creo que sí, y teniendo la adaptación del primer libro en puertas, estaban todos ahí a la mano. Supongo que fue una cantidad grande de dinero, ¿me arrepiento? no, ¿se arrepienten mis papás? ni se acuerdan. Lo que sí sé es que así como llegué a la casa, me puse a leer el primer libro, y no recuerdo cuántos días tarde en leer los cuatro, pero sé que los leí rápido, con esa narración tan sencilla que tienen, y que me entretuvieron mucho, pero aquella primera impresión no la recuerdo exactamente, menos después de haber leído tantísimos libros. Sé que los llegué a releer, pero no hace poco.


Cuando yo estaba en preparatoria mi cantidad de libros había aumentado, no demasiado, pero sí tenía la mitad de mi librero cubierto, hasta hay vídeos de mi librero, y estaba orgulloso de mis lecturas y mis libros, pero cerca de terminar la prepa decidí que la saga Crepúsculo solo se llenaría de polvo en mi librero, ya que no pensaba volverlos a leer, y no pensaba que hubiera nada que me hiciera quererlos de regreso, en ese entonces mi gusto lector estaba un poquito más pulido, por lo que ya notaba más los contras de las novelas, así que qué creen que hice. Regalé los cuatro libros en pasta dura, ¡si! ¡en pasta dura! a una de mis mejores amigas de la preparatoria. No estoy seguro de que los haya leído, pero es probable que aún los conserve. Así fue, entonces, como mi relación con los libros terminó, regalándolos. El que sí conservé y no recuerdo en qué momento adquirí fue el de La segunda vida de Bree Tanner, libro que me gustó bastante y que aún hoy día conservo, pero que ya no quiero guardar. ¿Por qué? porque solo ha estado acumulando polvo desde hace mucho tiempo, y si fui capaz de regalar los de la saga Crepúsculo aún siendo pasta dura, con más razón este, hasta ya duró más de lo necesario. 

Mi historia continuó con la autora, porque si bien ya notaba los fallos de sus primeros libros, no la odiaba, de hecho nunca la he odiado, como para dejar de leer cualquier cosa que publique, y así fue como la suerte llegó a mi y pocos tiempo después de leer la saga Crepúsculo encontré La huésped en la librería de mi municipio, librería en la que también compré los primeros cuatro libros de otra saga de vampiros pero escrita por L. J. Smith (sí, de los que hicieron una serie bastante popular). La huésped me costó bastante caro, más de lo que debería, porque en aquel entonces la librería les aumentaba mucho a sus libros, a comparación del precio original, que hoy en día en cualquier parte de internet se puede consultar. Yo no sabía que estaba demasiado caro, tenía dinero y ganas de leer, así que lo compré, ¡y vaya sorpresa! lo he releído y me ha seguido gustando mucho como la primera vez. Que si lo escribió Meyer, no lo sé, que si habrá secuela, espero que sí, pero lo que sí sé es que tengo buenos recuerdos de ese libro y solo por eso Meyer ha tenido su lugar especial en mi librero, desde que La huésped llegó a mis manos. Hay quienes creen que es aburrido, que empieza demasiado lento, etc., pero a mi no me aburre en absoluto, me entretiene mucho. 


Dejando mi fanatismo por La huésped, hace pocos años llegó La química, libro que nadie esperaba de Meyer y que aún así llegó, ¿conquistando lectores? no lo creo, pero sin duda muchos debieron de haberlo comprado por el simple nombre de la autora, y eso ya es ventaja para la editorial y la autora. Por mi parte, tuve oportunidad de leerlo sin gastar, y qué bueno, porque si bien no me pareció malo, no tanto como para darle menos de 3 estrellas, sí me aburrió en varias partes y se me hizo lento, me llegó a entretener pero no como me hubiera gustado, y creo que será difícil que Meyer me vuelva a convencer como lo hizo con La huésped. Si quieren saber un poco más de La química los invito a leer mi reseña. 

Ahora se ha dado la noticia de que por fin se publicará Sol de medianoche, libro que se hizo desear por muchos y por mucho tiempo. En este Meyer nos contará la historia de Crepúsculo desde la perspectiva de Edward. No estoy emocionado ni nada cercano, pero sí me hubiera gustado que la noticia fuera sobre la publicación de una secuela de La huésped o algo relacionado con La huésped. Midnight Sun solo lo leeré por curiosidad, y solo lo leeré si llega a mis manos de manera gratuita y física, si me lo prestan o si lo ponen a menos de $100 pesos mexicanos, por lo que no creo que lo lea pronto, ya que he visto que estará a 28 dólares, eso ahorita en México son cerca de $700. Ni por Rowling he gastado tanto dinero en un libro, menos por Meyer. Así que ya veremos qué sucede en el futuro. 

Por ahora cuéntenme su historia. ¿Piensan leer Sol de medianoche?

2.5.20

Reseña: Nuestro pacto, de Ryan Andrews

by
Título: Nuestro pacto
Título original: This Was Our Pact
Autor: Ryan Andrews
Editorial: Océano
Sello: Historias Gráficas
ISBN: 9786075279336 
Páginas: 332
SINOPSIS: 
Nuestro pacto tiene sólo dos reglas: nadie regresa a casa, y nadie mira atrás. 

Durante el equinoccio de otoño Ben y sus amigos deciden averiguar a dónde van todas esas lámparas de papel que cada año la gente de su pueblo libera en la corriente del río. ¿Se convertirán en estrellas, como dice la vieja canción que han escuchado desde pequeños? ¿Terminarán en una profunda cueva, en el mar? ¿O simplemente se hundirán en algún punto de la corriente para nunca volver a emerger? Sea lo que sea, quieren saberlo. 

Ben y su inesperado compañero, Nathaniel, se encuentran con un gran oso que lleva a cuestas una enorme canasta. Al descubrir que tienen el mismo destino, deciden viajar juntos, aunque sea sólo una parte del camino. Se pierden, escapan de una bruja, cruzan cuevas submarinas con el cielo nocturno reflejado en el techo, consiguen atravesar una tormenta y se cruzan con una caravana resplandeciente que acude a una celebración… ¡Todo para descubrir el destino de un montón de lamparitas!

OPINIÓN:
Cuando conocí Nuestro Pacto, me atrajo inmediatamente, por alguna razón me recordó mucho a Harry Potter; por supuesto, tan solo la ilustración de cubierta, ya que no había leído en ese momento la sinopsis, y fueron tantas mis ganas, que una vez que lo tuve tardé poco en ponerme a leerlo, cosa sorprendente hoy en día para mí como lector. Además, de un tiempo para acá las novelas gráficas me llaman mucho la atención, más si son de un género que me entretiene, por lo que todos los caminos me llevaban a lo que parecía ser una buena lectura.


Pues no, no lo fue. No es mala, no en los aspectos de que te hace sentir mal, te aburre o algo similar, sino que aún hoy, tiempo después de haberlo leído, no estoy seguro de cuál era el sentido concreto de la historia, entiendo la manera en la que la historia está condimentada, pero no entiendo el sabor final. Creo que lo que para mí comenzó siendo una historia de amistad, terminó siendo una fantasía de esas que no tienen explicación.

La historia tiene seres fantásticos, relaciones de amistad que se fortalecen, magia, animales gigantes, seres luminosos y más, y si bien todos esos temas o aspectos suenan muy bien de manera individual, al momento de combinarlos solo me quedé con el gusto por el aspecto de la amistad, más no por el resto. Siento que el libro deja en claro que una verdadera amistad es la relación perfecta para enfrentarte a lo desconocido y salir victorioso, que mezclando distintas personalidades y habilidades eres más fuerte que estando solo, y que si bien todos tenemos diferencias que pueden causar conflictos, como peleas o disgustos, a final de cuentas en las verdaderas amistades se pueden arreglar las cosas y continuar, dejando atrás los malos ratos, y eso es lo que los protagonistas, y el oso, demuestran, que tres son mejor que uno, y que cada uno tiene capacidades que pueden ayudar al resto, que es mejor estar juntos y que una buena aventura se disfruta mejor acompañado.

Ahora que escribo la reseña puedo ver un poco el panorama desde más lejos y puedo intentar entender que lo que para los protagonistas era una tradición, para otras personas o seres es algo más grande y especial que eso, y que el mundo oculta muchas cosas fantásticas.


De ahí en más, solo fue una mezcla de escenas llamativas para intentar entretener, o eso me lo pareció a mí. Quedé decepcionado de lo que encontré, no digo que sea un libro malo, pero sí tiene una pinta que, para mí, no conserva en su interior. Afortunadamente, es una novela gráfica, porque si hubiera sido solo texto seguramente me hubiera aburrido.

Lo mejor de esta novela gráfica son las ilustraciones. Quedé encantado con el conjunto de ilustraciones y la manera en la que podía cambiar el estilo claramente de dibujo, a una ilustración más real que llegaba a impresionar enormemente. La combinación de colores te deja con la boca abierta, de lo fantástico que luce. El tono azul está presente en gran parte del libro, algo que queda claro desde el exterior del mismo, pero utiliza el color de una manera que hace lucir mágicas a las ilustraciones, algo que me hubiera encantado en una historia totalmente de magia. Quedé fascinado con lo llamativo que resulta el libro en su totalidad, la combinación de las ilustraciones con los colores muestran una habilidad perfecta para contar una historia.

24.4.20

Película | El Titán, dirigida por Lennart Ruff

by
SINOPSIS:
En un futuro cercano, una familia de militares decide tomar parte en un revolucionario experimento de evolución genética y exploración espacial que trata de acelerar el desarrollo genético del ser humano con un objetivo: poder relocalizar a la humanidad en otro planeta y así evitar su extinción.

Elenco: Ann-Carolin Biesenbach, Sam Worthington, Taylor Schilling, Tom Wilkinson, Agyness Deyn, Nathalie Emmanuel, Corey Johnson, Aleksandar Jovanovic, Diego Boneta.
Guionistas: Arash Amel y Max Hurwitz
Géneros: Drama, Thriller, Ciencia ficción y fantasía
Duración: 97 minutos. Distribuida por Netflix

OPINIÓN:
La ciencia ficción es algo que me gusta mucho en todos los formatos, películas, series, libros, etc., por lo que cuando buscaba qué ver en Netflix me topé con El Titán, película que prometía, en un principio, evolución genética y exploración espacial, por lo que estaba intrigado y con ganas de ver esos dos aspectos, especialmente la evolución genética. Lo encontré, pero dentro de una historia que se desarrolla lentamente para el espectador.

La historia se centra en el programa Titán, el cual busca modificar genéticamente a los humanos para tener la capacidad de vivir en otro planeta, ya que la Tierra en pocos años será imposible de habitar, para así ya no buscar planetas similares a la Tierra, sino que el humano se adapte al planeta. En este caso, se enrolan al programa soldados que por su características y deseos, pueden someterse a estos cambios genéticos y así ser los primeros en irse a otro planeta. Por lo que durante toda la película los vemos someterse a inyecciones y cirugías que los van cambiando interiormente y exteriormente. Pero no toda la verdad se les ha dicho sobre el programa y sobre aquello a lo que se están sometiendo, pronto empiezan a morir, o a sufrir cambios incontrolables. 

Si bien la historia suena entretenida y con potencial, personalmente se difuminó todo ese potencial en el momento en el que no había nada de acción, todo eran dudas por parte de la esposa del protagonista, inyecciones, cirugías, decisiones y soldados poniendo a prueba sus nuevas capacidades. Si bien cuando comienzan a surgir los problemas hay algo de acción, no son más que un par de minutos y pasa, volviendo al mismo suspenso o dudas de qué es lo que en verdad están haciéndole a los soldados y por qué. A final de cuentas el propósito es el mismo y con eso en mente los dirigentes hacen lo que les da la gana con los soldados sin advertirles de las consecuencias mortales. Y ya, ese proceso se repite y se repite hasta el momento en el que se descubre la verdad y en unos pocos pasos (al parecer) todo termina, se desenmascaran las malas prácticas y se toma el control por otra parte. 

Creo que hubiera sido más interesante que mostraran o hablaran más de los problemas que estaba sufriendo a Tierra, porque si bien sí se muestran unas pocas escenas, es más bien fugaz lo que muestran e inmediatamente pasan a centrarse en el protagonista y su paso por el programa Titán. No niego que la parte de la modificación genética resulta llamativa aunque se diga o explique poco de lo que están haciendo, pero es ahí donde uno hecha a volar la imaginación y toma sus propias conclusiones de lo que les está pasando con tanta inyección y cirugías. Además, la idea de cambiar y tener nuevas capacidades es más que atractivo, uno de ellos comienza a nadar con una velocidad muy grande, la necesidad de oxígeno disminuye al 5% o 10%, por lo que contener la respiración dentro de agua es cosa fácil para ellos, y yo, fan de la natación, es una capacidad que sin duda me gustaría tener.


Pero es aburrida. Así, en pocas palabras. No me entretuvo como yo esperaba y llegaban puntos en los que me aburría con lo repetitiva que es. Juegan con el hecho de mentirle a los soldados o no decirles toda la verdad, de poner su proyecto por encima de sus vidas, y ahí es cuando comienza la molestia o enojo, pero yo pienso: a final de cuentas ellos sabían que habría consecuencias, ellos sabían que eran pruebas, obviamente no estaba todo seguro. Pero de cualquier manera en eso se centran.

Al final vemos una escena que esperábamos desde el principio, pero en lugar de ser sorprendente o única, me resultó pobre, no tuvo el impacto que esperaba. 

Sin duda logra entretener, pero no la recomiendo, hay más en el catálogo que merecen la atención. Ninguno de los personajes me transmitió sus sentimientos, sus sensaciones. No me hizo sentir parte de la historia.